estetica peluqueria maquillaje uñas

Canas al aire

 

A medida que vamos envejeciendo, las canas van apareciendo en nuestro cabello como muestra del paso de tiempo. Son un síntoma de madurez que, sin embargo, fastidia a muchos por razones estéticas obvias. Pero, ¿por qué aparecen, y a veces tan pronto?

 

Las canas se producen por la pérdida de funcionalidad o muerte de las células madre del melanocito, que es el encargado de producir la melanina, el pigmento que determina la coloración del cabello y de la piel. Estos melanocitos se encuentran en el bulbo del folículo piloso, sintetizando la melanina y transmitiendo esta pigmentación a los queratinocitos del tallo piloso en formación.

La melanina determina el color de nuestro cabello, y hay de dos tipos: la feomelanina (colores pardos, rubios o rojizos), y la eumelanina (colores negros y marrones). La cantidad y combinación de estas dos melaninas es lo que crea cada tonalidad de color de cabello. Los cabellos negros contienen mucha cantidad de melanina, los claros poca, y los blancos no contienen. A medida que los cabellos dejan de producir melanina, van apareciendo las canas.

Causas de la aparición de las canas

La aparición de canas forma parte de un proceso irreversible y está estrechamente vinculado al envejecimiento, aunque también puede estar asociado a la genética, al estrés, a una pobre alimentación y a ciertos tipos de enfermedades.

Envejecimiento: el envejecimiento es la principal causa de la aparición de las canas. Esto es consecuencia de los fallos fisiológicos que sufrimos cuando nos vamos haciendo viejos y dónde participan genes, proteínas y enzimas. En este caso, el mecanismo biológico encargado de producir melanina deja de funcionar.

Si nos fijamos, la intensidad y pigmentación de nuestro cabello va variando conforme avanzamos con la edad. Generalmente, el pelo sufre un proceso que lo oscurece durante la infancia y la adolescencia, después entra en una fase estacionaria antes de la llegada de las canas, cuando alcanzamos la madurez. En esta fase, los melanocitos empiezan a fallar en su función y el folículo pierde pigmentación. Cuando dejan de funcionar por completo, el pelo se vuelve totalmente canoso.

Herencia: en el supuesto de que haya antecedentes familiares de canicie, existe una mayor posibilidad de que aparezca entre los descendientes.

Mala alimentación: parece ser que la deficiencia de algunos minerales o vitaminas pueden producir mala coloración del cabello. Asimismo se ha comprobado que el consumo de alimentos ricos en hierro, cobre, cinc, sílice o de vitaminas B1 y B2 retarda el proceso de decoloración.

Estrés: las situaciones de angustia o estados emocionales desagradables producen a veces la aparición de canas a causa de la tensión producida en la piel del cuero cabelludo, que afecta tanto a la calidad de los cabellos como en la aparición de disfunciones en los folículos pilosos.

Enfermedades: Las canas aparecen sobre todo en enfermedades relacionadas con la falta de vitamina B12 en el organismo, como pueden ser la anemia perniciosa o el hipotiroidismo.

Tabaco: en los últimos estudios sobre el tabaco se ha descubierto que existen hasta cuatro veces más riesgo de tener canicie prematura entre los fumadores que en los que no fuman.

La aparición de las canas

Los folículos capilares, por su propio ciclo de vida, operan independientemente los unos de los otros. Por este motivo, las canas se caracterizan por aparecer de forma individual en cabellos sueltos.

La forma en que empiezan a surgir las canas sigue siempre un patrón común que empieza a la altura de las sienes, continua por la coronilla y termina poblando toda la cabellera. Cuando el proceso está avanzado, también se presenta en el vello corporal.

 

Tipos de canicie

Las canas fisiológicas son, como ya hemos explicado, las que aparecen a medida en que las personas envejecen.

La canicie prematura comienza entre los 20 y 30 años y tiene su origen en factores genéticos, estrés o respuesta a enfermedades como la anemia perniciosa o el hipotiroidismo, relacionadas con la falta de vitamina B12 en el organismo.

La poliosis es un tipo de canicie prematura que se caracteriza por la aparición de un mechón completamente blanco en medio de una cabellera que conserva su color natural. El vitiligo es un muchas ocasiones el responsable de este tipo de canas.

Las canas y las razas

Existen diferencias en el proceso de decoloración dependiendo de la raza de origen de la persona, siendo la raza blanca la más propensa, que comienza entre los 30 y 40 años. En la raza negra, el proceso de canicie comienza hacia los 45 años de edad.

Canas y sexo

Más de la mitad de la población mundial mayor de 45 años tiene el cabello canoso, y las mujeres son más propensas a sufrir este proceso que los hombres, ya que afecta a un 65% de las mujeres que se acercan a la cuarentena. En los hombres, el porcentaje es del 50%.

Cuando aparecen las canas, solamente el 10% de los hombres deciden disimularlo con tintes, frente a casi un 70% de mujeres que optan por solucionarlo.


 

Soluciones contra la canicie

Las soluciones que existen actualmente son sólo cosméticas. Cuando el proceso está comenzando se suelen utilizar tinturas semipermanentes, que son más suaves y cubren los cabellos blancos dando un efecto de mechas o reflejos que no alteran el color natural del cabello. Cuando la canicie está más avanzada, se utilizan tinturas permanentes con componentes químicos más fuertes.

La cana no es blanca

Realmente, la falta de pigmentación hace que el cabello pierda color, no que se blanquee. Así pues, la cana es translúcida y no blanca. Si la vemos blanca es por un fenómeno óptico.

Últimas investigaciones

En los últimos años se están produciendo adelantos en las investigaciones sobre la canicie a partir del estudio con células madre.
Recientemente, investigadores del Centro Médico Langone de la Universidad de Nueva York han identificado una proteína llamada Wnt que coordina la pigmentación del cabello y, por tanto, podría estar involucrada en la aparición de las canas. El Wnt sería, según este estudio, la encargada de coordinar el proceso de creación de pigmento entre las células madre de los melanocitos y las células madre de los foliculos pilosos. En los experimentos realizados con ratones inhibieron la actividad del Wnt en las células madre de los melanocitos y el resultado fue que el pelaje de los roedores se volvió canoso. De esta forma creen que la manipulación genética de la comunicación de la proteína Wnt podría servir para modificar la pigmentación del cabello canoso.

Otras líneas de investigación suponen que volverse canoso está relacionado con la acumulación masiva del peróxido de hidrógeno. Con el paso del tiempo, nuestros folículos pilosos van perdiendo una enzima llamada MSR, que destruye dicho compuesto químico. El peróxido actuaría bloqueando la síntesis normal de la melanina e inhibiendo la tirosinasa, enzima necesaria para la producción de melanina.

Por último, otros estudios se basan en que la desaparición de la melanina obedece a la falta de expresión de una proteína llamada TRP-2, vinculada a la producción de melanina.

 

fuente: beautymarket